TRAVESÍAS

Es la búsqueda de mi identidad a través de viajes simbólicos.

Es lo que da sentido a la travesía, su periplo, su azaroso itinerario, el andado y el por recorrer.

La valija representa mi bagaje familiar, cultural y social. Es fiel testigo de mi evolución, con los primeros aprendizajes y juegos, alegrías, miedos y heridas que conlleva el haber transitado ya más de la mitad del recorrido.

En una palabra es mi memoria, lo que me hace única y original en esta era tan masificada.

Las distintas imágenes son aspectos de mi misma que he podido ir integrando. Todas engranajes necesarios de mi viaje hacia la libertad de poder encontrarme con mi yo más auténtico.

Sin embargo la identidad solo se construye a través de las experiencias y las relaciones con los demás.

Los afectos completan y cobijan, y, la creatividad  fiel compañera de este momento de mi vida, me invita a bucear en mi fascinante mundo interior y tomar contacto con mis emociones.

 

Marina Palazzolo 2009